banner diccionario

Última actualización: 16/06/2014

Aumentar Tamaño del texto Disminuir Tamaño del texto

GÓMEZ SALAZAR, Francisco (1827-1906)

Catedrático de Teología Dogmática en la Universidad Central la supresión de las Facultades de esta disciplina le llevaría a la situación de excedencia. Años después la renuncia de Montero Ríos a la cátedra de Instituciones de Derecho Canónico hizo que pasara a hacerse cargo de esta asignatura en la Facultad de Derecho. Dejó la docencia al ser nombrado obispo de la diócesis de León.

 

 

Datos biográficos

Francisco Gómez Salazar Lucío Villegas nació en Arija, en la provincia de Burgos el 7 de julio de 1827; hijo de Clemente y María. El 26 de mayo de 1854 fue ordenado sacerdote. Nombrado obispo de León en junio de 1886, falleció el 13 de marzo de 1906, en el monasterio de Montesclaros, Santander, donde se había retirado tras renunciar a su cargo por motivos de salud.

Subir
 

Formación

Después de instruido en la latinidad en el Instituto, como él mismo apunta, estudió en el Seminario Conciliar de Burgos los tres años de Filosofía desde 1842 a 1845. A continuación aprobó con la nota de sobresaliente los siete años de Teología en la Universidad de Valladolid, a excepción del quinto, que cursó en Madrid, recibiendo en esta facultad el grado de bachiller (6 de junio de 1850) tras aprobar todos los ejercicios por unanimidad.

Al mismo tiempo que estudiaba Teología se formó en otras materias; así, mientras cursaba el primero y segundo año aprobó un curso de literatura latina y otro de literatura española; en tercero sacó uno de lengua griega y en el año académico de 1852-53 el segundo curso de griego, siempre con sobresaliente. Mientras cursaba cuarto, quinto y sexto de Teología aprobó, de nuevo con la máxima nota, los cursos primero y segundo de lengua hebrea. En 1850-51 obtuvo por oposición el premio ordinario del sexto año de Teología y el extraordinario concedido por Real Orden de 31 de diciembre de 1851 para solemnizar el nacimiento de la Princesa de Asturias; por esta razón recibió gratis el grado de licenciado en Teología por la Universidad de Valladolid el 1 de octubre de 1852, por unanimidad. En enero de 1854 recibió el grado de doctor en el Seminario Central de Granada y en febrero de 1857, habiendo aprobado con nota de sobresaliente octavo de Teología, revalidó el doctorado en la Universidad Central, por unanimidad. Su título de doctor en Teología fue expedido el 13 de marzo de 1857.

Continuó sus estudios y recibió el grado de bachiller en Artes por unanimidad de votos en septiembre de 1857; desde ese año hasta 1863 en la Universidad Central aprobó con sobresaliente todas las asignaturas de la Facultad de Derecho (sección de Derecho civil y canónico) hasta las del doctorado inclusive, con sobresaliente en los ejercicios del grado de bachiller y de licenciado. Su discurso de investidura de licenciado en Derecho tuvo lugar el 3 de agosto de 1862.

Subir
 

Carrera académica

En el curso académico de 1852 fue nombrado sustituto de lengua hebrea por el rector de la Universidad de Valladolid. En septiembre de 1853 le nombró el obispo de Córdoba catedrático de hebreo y griego del seminario conciliar de aquella ciudad, puesto que desempeñó hasta 1855; fue también catedrático de Teología por nombramiento del expresado prelado hasta junio de 1857. En 26 de junio de ese año ganó las oposiciones a cátedra de Teología y fue nombrado para la de Teología Dogmática en la facultad de Sagrada Teología de la Universidad Central, tomando posesión el 10 de julio (título de 23 de septiembre de 1857). Catedrático de ascenso el 16 de abril de 1866 (RO 12 de diciembre de 1865) y de término, ya siendo catedrático en la Facultad de Derecho, el 19 de marzo de 1879, aunque había solicitado esa categoría mucho antes (10 de octubre de 1873).

Continuó al frente de su cátedra y en servicio activo hasta el 10 de diciembre de 1868, en que fue declarado excedente por supresión de la facultad. En esta situación se produjo la renuncia de Eugenio Montero Ríos a la cátedra de Instituciones de Derecho Canónico de la Universidad de Madrid, admitida el 22 de abril de 1875. Al quedar esa vacante, aunque su provisión correspondía al turno de oposición, el Rector solicitó al Ministerio, alegando lo dispuesto en el art 4 del decreto de 11 de julio de 1871, que se nombrara a D. Francisco Gómez Salazar, catedrático de ascenso excedente de la suprimida facultad de Teología (7 de mayo de 1875). Con el visto bueno del director general de Instrucción Pública, Joaquín Maldonado, por Real Orden de 20 de mayo fue nombrado para dicha cátedra, con sueldo de 5.500 pesetas, tomando posesión el 3 de junio. Sería confirmado en su puesto en septiembre de 1884.

Como catedrático fue vocal secretario de la Junta creada por Real Orden de abril de 1858 para censurar los discursos que se leyeran o pronunciaren en la Universidad Central en el acto de recibir la investidura de los grados académicos. Actuó también en los tribunales de censura en los ejercicios de oposición a varias cátedras de Institutos y de Facultades de Filosofía, Derecho y Teología, por nombramiento de la Dirección general de Instrucción Pública en 1861, 1862, 1863, 1864, 1865, 1866 y 1876.

Pronunció el Discurso inaugural de la Universidad central en el curso académico 1863-64.

Subir
 

Otras actividades y méritos

Ordenado presbítero en junio de 1854, contó desde entonces con licencia absoluta para celebrar, predicar y confesar; fue además examinador sinodal de varias diócesis. En diciembre de 1855 fue nombrado por el obispo de Córdoba beneficiado cura ecónomo de la parroquia de Santa María Magdalena en aquella ciudad, cargo que desempeñó hasta que, en octubre de 1856, fue nombrado ecónomo del Sagrario de la Iglesia catedral de Córdoba; desempeñó ese cargo hasta el 10 de julio de 1857. En tal fecha el obispo lo describía como “un eclesiástico pacífico, laboroso, de conducta arreglada y costumbres irreprensibles… no está suspenso, irregular, ni ligado con censura alguna canónica que se sepa, ni procesado civil ni criminalmente; por todo lo que le considera su Prelado digno de obtener cualquier beneficio o canonjía que S.M. tenga a bien concederle en las Catedrales del Reino”.

En marzo de 1859 fue nombrado eclesiástico de la vicaría en la Corte; en junio de 1860 fue designado predicador de S.M. y en agosto de 1862 el Cardenal Arzobispo de Toledo le nombró teniente vicario y juez eclesiástico ordinario de la Corte y su Partido.

En 1885 ingresó como titular en la Academia de Ciencias Morales y Políticas.

El 10 de junio de 1886 fue nombrado obispo de León. Tomó posesión de la sede el 22 de agosto de aquel año, abandonando desde ese momento su labor como profesor universitario.

 

Anecdotario

Su hermano mayor Manuel Gómez de Salazar Lucío-Villegas fue también obispo y en la misma fecha en que su hermano fue preconizado para la diócesis de León, Manuel lo fue para la de Burgos. Por supuesto, no faltó quien les comparara con los hermanos Isidoro y Leandro. En Arija, el pueblo en el que nacieron, aún se puede visitar la llamada “Casa de los dos Obispos”.

Subir
 

Principales obras

Importancia de la enseñanza católica. Discurso en la solemne inauguración del año académico de 1863 a 1864 en la Universidad Central, pronunciado por D. Francisco Gómez Salazar, Imprenta de José M. Ducazcal, Madrid, 1863.

Tratado teórico práctico de procedimientos eclesiásticos, Imp. D. Eusebio Aguado, Madrid, 1868 (junto a D. Vicente de la Fuente).

Manual eclesiástico. Lib. Miguel Olamendi, Madrid, 1872.

Lecciones de disciplina eclesiástica y suplemento al tratado teórico-práctico de procedimientos eclesiásticos por los Doctores D. Francisco Gómez Salazar y D. Vicente de la Fuente. Madrid, A. Gómez Fuentenebro, 1874; 2ª ed. corr. y aum., A. Gómez Fuentenebro. Madrid, 1877. Hubo otras ediciones.

Tratado de las censuras eclesiásticas con arreglo a la Constitución “Apostolicae Sedis” expedida en 12 de octubre de 1869, Imp. A Gómez Fuentenebro, Madrid, 1875.

Contrabando protestante. La Biblia en romance y sin notas. Junto con El protestante protestado, números 1 (Andrés Tunn), 2 (Salvación del pecador, o sea Refutación de los errores que contienen), 3 (La muerte feliz) y 5 (Respuesta al manifiesto de la Asamblea Protestante en España) por Vicente de la Fuente, Francisco Gómez Salazar, Ed. Antonio Pérez Burrull, Madrid, 1869-1872, 1872.

Relaciones entre la iglesia y el estado o "etnarquia cristiana", publicado en “Discursos leídos en la Real Academia de Ciencias Morales y Políticas en la recepción pública del Sr. D. Francisco Gómez Salazar el día 13 de diciembre de 1885”, Imp. de la Viuda e Hija de Fuentenebro, Madrid, 1885.

Constituciones Sinodales para la Diócesis de León, Imp. de Herederos de Miñón, León, 1893

Subir
 

Fuentes

  • AGA 31/15860, Leg. 660/9
Subir

Aurora Mª López Medina

9 de junio de 2014

 

Diccionario de catedráticos españoles de derecho (1847-1943) [en línea]. Universidad Carlos III de Madrid. Instituto Figuerola de Historia y Ciencias Sociales, 2011- . Disponible en: http://www.uc3m.es/diccionariodecatedraticos

© Los autores.

Licencia de Creative Commons
Todo el contenido de este Diccionario está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.